¿Tiene un perro ética?

.
Un perro no tiene ética ni puede tenerla, al igual que una abeja o una oveja. Se comportan vitalmente en virtud de unas adaptaciones, de una constitución que funciona en un régimen de intercambio equilibrado con el medio que los rodea, y se acabó.

El hombre, sin embargo, está obligado a trabajar.
Y lo está evolutivamente, antes de ser persona. Ya el "homo habilis" al tener neuronas libres que conectan con las manos "debe" inventar instrumentos, introducir novedades en el cosmos, para transformar el medio y adaptarlo a las necesidades de su cuerpo implume y desarmado.
Los problemas de esta especie, que la llevarán a desaparecer es que, al no tener inteligencia, no sabrá conservar los logros de su habilidad. Sólo el homo sapiens, inteligente, sobrevivirá, gracias a su inteligencia, gracias a su ética.

Un perro nunca introducirá novedades y menos aún "sabrá" conservarlas y transmitirlas culturalmente. Si cambia, y se adapta, deviene otra especie.
El hombre, sin embargo, no se adapta, crece.

Su ética arranca cuando Dios lo llama a ser persona en un aliento divino o si a ustedes les agrada más, cuando le llega un aliento extracósmico, pues del cosmos no puede surgir la conciencia intelectual.






De esto habla Polo en "Ética". Hacia una versión moderna de los temas clásicos. 2ª edición. Unión Editorial. p. 40.3


 .

No hay comentarios:

Publicar un comentario