¿Cómo fundamentar la Declaración Universal de los Derechos Humanos de manera que sea aceptada por los ateos?

.
Ateniéndose al diálogo filosófico.

Para los que sienten repelús del nombre de Dios, basta hablar del Origen.

Somos todos hermanos, aunque provengamos de distintas tribus pues tenemos un Origen común.

La antropología poliana propone distinguir el origen del universo físico (y de los animales), que es el primer principio de Identidad, (las cosas son como son), del Origen de las personas, que es libre por los dos lados.

Si mostramos el alcance de la libertad que somos, llegaremos a un acuerdo sobre el respeto que nos debemos.

.


No hay comentarios:

Publicar un comentario