¿Es flexible la libertad personal?

.
Juan A. García González utiliza el verbo "desplegar" para designar el juego interno que permite coexistir con quien queremos, cuando queremos y en la medida que queremos.

Juego posible porque el ser personal es dual (co-ser; abierto por dentro; con hábitos. Y abierto por fuera).

Yo prefiero hablar de "ejercicio" de la libertad. Pero a fin de cuentas se trata de lo mismo:

Libremente nos juntamos con quien queremos. Unas veces nos abrimos hacia fuera, otras veces hacia dentro, buscamos y hasta podemos ir más allá de los abismos, transcendiendo hacia Dios.

Es el juego del Amor.





Glosa a Juan A. García González: Existencia personal y libertad. Anuario filosófico nº 95. 2009, p. 341.2


 .

No hay comentarios:

Publicar un comentario