¿Se satura la capacidad intelectual?

.
No, porque por encima de la esencia humana, en el orden trascendental, existen actos intelectuales superiores al ver-yo. Existe el "Inteligir personal", que es uno de los cuatro radicales personales descubiertos por Polo.

Nunca lo hemos conocido todo. Siempre podremos conocer más.

La capacidad voluntaria sí se satura, porque no existe una voluntad trascendental. El querer-yo, quiere lo que quiere, y ya está.
Eso no quiere decir que no pueda crecer la potencia voluntaria, pues la sindéresis quiere querer-más. Pero ese crecimiento depende de las luces intelectuales, que presentan bienes más altos. No depende de una supuesta Voluntad ciega, radical, semejante a una rueda de quereres.

En el orden trascendental existe, sí, el "amar donal". Pero el "amar donal" no es una voluntad trascendental, espontánea y caprichosa, sino una reciprocidad del aceptar y el dar personales, al que les falta el don, que será aportado precisamente por la voluntad.

De ahí que Polo se diga "intelectualista", pues la luz del intelecto personal, libre, prima sobre la voluntad.

De esto se habla entre otros lugares en Juan A. García. La metalógica de la libertad… Studia Poliana nº 10, 2008, p. 18.10

Para saber más:
Sobre el amar donal: Etiqueta 5.5.3 Amar personal
Sobre la voluntad: Etiqueta 6.2.2 Voluntad
Sobre la sindéresis : Etiqueta 6.2
Sobre los 4 radicales personales: Etiqueta 5.5
Sobre la inteligencia : Etiqueta 6.2.1
Sobre el Inteligir : Etiqueta 5.5.2
Sobre la metalógica : Etiqueta 6.8
Sobre la tríada amorosa : ver también Etiqueta 5.5.3 donde se habla del "amar donal o personal".


.

No hay comentarios:

Publicar un comentario