¿Por qué dice Polo que Dios es mucho más generoso que la persona humana?

.
No olvidemos que Polo aplica el término "generosidad" a ese "dejar ser" al universo, propio del hábito de los primeros principios. El tema de éste hábito se advierte cuando la persona es "generosa".

La persona, trascendentalmente, no se empecina queriendo trastornar la creación divina, deja ser, generosamente, al universo que persiste sencillamente en el orden, providencialmente tetrafísico (cuatro causas).

Pues bien, Dios no sólo "deja ser" a sus criaturas libres, sino que, al amarlas una a una, se abaja al diálogo, asombroso, de un Padre con su bebé.

Por eso, Juan García dirá que la recompensa a la generosidad de la persona humana, que la metalógica de la libertad activa, es también el encuentro con esa iniciativa creadora, del universo y, también, de otras personas.

Los hábitos superiores están jugando a la metalógica: de los primeros principios se pasa a la sabiduría, y, gracias a la sindéresis, el bebé crece, consiguiendo que su vida no se pierda, al transformarla en don y elevarla así a al nivel trascendental.

¿Se puede pedir más?

De esto se habla entre otros lugares en Juan A. García. La metalógica de la libertad… Studia Poliana nº 10, 2008, p. 21.3


Para saber más:
Sobre la metalógica de la libertad:............ Etiqueta 6.8
Sobre la libertad trascendental: ..................Etiqueta 5.5.4
Sobre la dinámica de la libertad: .................Etiqueta 6.9.0
Sobre el don: ..............................................Etiqueta 6.9.1
Sobre la generosidad: .................................Etiqueta 3.2
Sobre la esencia humana: ...........................Etiqueta 6.1


.

No hay comentarios:

Publicar un comentario