¿Por qué no "vemos" a Dios?

.

Porque estamos en camino.
Nuestro conocimiento objetivante es intermitente.
Pensamos objetos que son siempre limitados y aunque, razonando, somos capaces de profundizar en la verdad de la realidad, siempre nos quedamos cortos.
Este tipo de Inteligir lo llamamos Inteligir esencial, que, a partir del objeto, y con las interrupciones propias de las quiebras de la vida, va creciendo.

Además, la insistencia de la luz que somos por dentro, nos va dando un conocimiento "callado".
Este otro inteligir, Inteligir personal, da sabor a la intensificación de la luz: claridades y noticias afectuosas de quiénes somos y quiénes seremos (la sabiduría no se oye, es transparente, pero sabrosa).

Aún no "vemos" a Dios, aunque notamos "ya" su presencia.
Lo "veremos" al encontrarle, al final del camino.

Para saber más:
Sobre el encuentro con Dios:… Etiquetas 5.17 y 5.7
Sobre la luz: ……………………….……Etiqueta 2.0.3
Sobre el Inteligir personal……….Etiqueta 5.5.2
Sobre la sabiduría…………………….Etiqueta 2.14
Sobre el Inteligir esencial………..Etiquetas 6.2.1
 .

No hay comentarios:

Publicar un comentario