¿Puede ser el co-ser raíz de la sexualidad?

.
La coexistencia (co-ser) es uno de los cuatro trascendentales personales descubiertos por Polo.

Cualquier persona, en tanto que persona, co-existe-con.

Me parece que no es desacertado decir que:
- el Amar se abre trascendentalmente al Espíritu Santo (caridad transcendental);
- el Entender se abre al Hijo (fe transcendental o filosófica);
- la Libertad, en tanto que transcendental, se abre al Padre (esperanza).

Esto no quiere decir que la Libertad no se abra al Hijo o al Espíritu Santo, pues los trascendentales se convierten entre sí.

Pues bien, pensando la sexualidad humana, propongo decir que el co-ser se abre transcendentalmente a María, humildad trascendental, la Mujer, que es el Sol, que convoca.

Dicho de otra manera: el mejor modo de co-existir es ser Mujer.

No es que el co-ser sea femenino, sino que la manifestación esencial más perfecta es la humildad transcendental.

Esto no quita nada a la Humanidad de Cristo, ya que Él también es Hijo, por María.
Ella es tan perfecta que su Hijo lo es más.
.

No hay comentarios:

Publicar un comentario